Día Internacional contra el Bullying: ¿Generación de cristal o un verdadero problema social?

El 2 de mayo se celebra el Día Internacional contra el Bullying o el Acoso Escolar, con el objetivo de concienciar sobre el riesgo del acoso escolar y el bullying en los niños y jóvenes a nivel mundial. Hablamos con el psicólogo Alfredo Coronel acerca de cómo afecta a los jóvenes y niños y algunos mecanismos de prevención.

0
143

¿Qué es el bullying?

Es un tipo de comportamiento violento e intimidatorio que se da entre niños y adolescentes en etapa escolar. Este comportamiento ejerce el agresor o varios agresores sobre la víctima con el objeto de agredir de manera verbal, física o psicológica.

¿Cómo sabemos que en un ambiente existen indicios de bullying?

Podemos mencionar tres: burlas, humillaciones y aislamiento.

Burlas que se dan al principio de manera “inocente” pero luego se van intensificando, convirtiéndose en insultos y pueden terminar en agresiones físicas.

Humillaciones por parte del agresor para hacer sentir inferior mediante el abuso de poder debido a que en la mayoría de las ocasiones tienen ventajas (edad, estatura, condición económica superior, etc) en comparación a sus víctimas. Y estos procesos que se van agravando de manera gradual empujan a la víctima a aislarse de su entorno por temor a seguir siendo lastimado o porque el agresor influye sobre los demás compañeros para no involucrar a la víctima en las actividades generando la exclusión del mismo. Y este aislamiento es el desencadenante de otros males mucho más complicados como depresión, ansiedad, irritabilidad, etc.

¿Cómo se previene?

Lo fundamental es minimizar y reducir sus efectos de manera rápida mediante el diálogo como la principal herramienta para evitar que siga creciendo.

Las proyecciones y planificaciones estratégicas deben apuntar a reducir la incidencia haciendo que los profesores y los padres o tutores de los adolescentes desarrollen medidas que impidan la aparición de nuevos casos de bullying. Y para esto se tiene que identificar esos factores de riesgo que generan las situaciones de acoso y actuar sobre ellos.

Se deben por ejemplo realizar campañas de sensibilización sobre el maltrato infantil, talleres formativos para explicar a los padres la manera de hacer frente, etc.

El secreto es hacer visible el tema, hablarlo.

Llevar a cabo acciones que dificulten que el maltrato se siga produciendo y que el adolescente o el niño desarrolle a futuro mayores problemas.

En ese sentido, es necesario que exista una comunicación fluida entre las familias y la comunidad educativa.

Además, los profesores deben aumentar la vigilancia por ejemplo a la entrada y a la salida del colegio momentos donde se dan con mayor frecuencia, así como en los lugares donde es frecuente que se produzca el acoso por ejemplo el patio durante el receso

Algo a tener en cuenta es que en muchas ocasiones el bullying se oculta por las propias víctimas y se minimiza por eso es que se debe estar atentos

¿Cuál es el principal problema que acarrea el bullying?

El bullying causa muchos daños, trunca en todas las formas posibles el desarrollo efectivo de la víctima y de todo su entorno.

Todos los tipos de acosos que no son erradicados pueden terminar de manera fatal y no es diferente en el caso del bullying, es más podríamos decir que es uno de las sensibles por la edad de las víctimas.

Hablamos de causar tanto mal que podemos empujar a la víctimas al suicidio o homicidio en venganza del mal que recibió.

Muchos creen que esto es pensar de manera extremista pero es la realidad.

En nuestra sociedad se ve al bullying como una fragilidad, ¿cómo eso afecta a la víctima?

Por experiencia cercana, porque me ha tocado hablar sobre este tema en diversos momentos y con diversos personajes uno se encuentra con que en su mayoría la gente concibe que uno es víctima del bullying por frágil.

Y esto se complica aún más en el caso de los varones por culpa de nuestra cultura machista, un niño o adolescente que no es capaz de reaccionar para defenderse en frágil y acusado rápidamente débil o “kuña’i”.

A muchos les cuesta comprender la particularidad y la complejidad que implica cada ser humano, no todos tenemos la misma personalidad, hay quienes son más extrovertidos y responden o zafan con mayor facilidad de las situaciones de acoso, pero también están quienes son más introvertidos y no responden de la misma forma.

Todo esto genera mayor dolor, mayor dificultad para el chico de poder expresarse sobre lo que le ocurre.

Solo quienes fueron víctimas de bullying pueden comprender lo doloroso que sentirse excluido, que hablen a tu espalda, que te ignoren, que se rían por tu aspecto físico, por ser el “nerd” del curso… todo esto marca tu manera de ver el mundo pues daña severamente la autoestima y solo con ayuda de un profesional y de los seres queridos se pueden recomponer lo que el agresor un día quebró

El bullying en las redes sociales

En la actualidad, el ciberacoso está a la orden del día. Se puede ver con preocupación como la tasa de suicido aumenta de manera vertiginosa en muchos países y sin que los padres y la sociedad pueda hacer nada al respecto.

Sin embargo, nunca es tarde para empezar a tomar medidas que alerten a los padres cuándo sus hijos están siendo víctimas de acoso escolar. Algunas de ellas se detallan a continuación:

– Cambia los datos de la configuración de privacidad, que sólo pueda ser compartida con amigos o de forma privada.

– Bloquea y elimina contactos que envíen mensajes de acoso.

– Denunciar a la persona que esté realizando bullying.

– Hablar con los padres, familiares o personas mayores sobre el acoso, para que estén al tanto y puedan denunciar el acoso.

– Dirigirse a las autoridades, en caso de presentarse situaciones que amenacen la integridad o la vida del niño o el joven.

– Es importante guardar evidencias del acoso, como fotos, videos o textos, que puedan servir para denunciar al agresor.

– Alejarse por un tiempo de las redes sociales, resulta una salida, dejando de lado la Internet o cualquier herramienta tecnológica donde puedan acceder otras personas.

Cabe recordar que en nuestro país se encuentra vigente la Ley N° 4633, contra el acoso escolar en instituciones educativas públicas, privadas o privadas subvencionadas, promulgada el 6 de Julio de 2012.

Esta Ley tiene como objetivo definir, prevenir e intervenir en los diversos tipos o modalidades de acoso u hostigamiento escolar en el ámbito educativo, así como adoptar las medidas que correspondan, de conformidad con las normas de convivencia de cada institución educativa, debidamente aprobadas por el Ministerio de Educación y Cultura, acorde con las legislaciones vigentes.


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí