Ministerio de Salud fue incapaz de ejecutar millonarios fondos a ritmo de emergencia

La ONG anticorrupción de Ciudad del Este, reAcción, presentó una importante investigación que permite analizar la gestión del Ministerio de Salud en esta pandemia. La pesquisa denominada “Las Contrataciones del Ministro de Salud en Paraguay: pre y post-pandemia COVID-19” revela que la cartera de Estado no logró usar de manera efectiva los millonarios montos de su presupuesto para mejorar el sistema sanitario público.

0
144
La investigación fue financiada por el Instituto de Derecho y Economía Ambiental (IDEA). (Ilustración: reAcción).

La investigación fue presentada este viernes, a través de una transmisión en vivo por medio de la página de Facebook de reAcción y también a través de TV Cámara, el canal del Congreso Nacional. La pregunta central que realiza la organización es: “A 9 meses del inicio de la crisis: ¿existen diferencias entre las contrataciones públicas del Ministro Julio Mazzoleni pre y post-inicio de la pandemia COVID-19? Esto es, ¿los mecanismos para una acelerada ejecución de recursos con menor posibilidad de monitoreo resultaron en mayor inversión comparado al año pre-pandemia?

A partir de los resultados de esta investigación, reAcción concluye que “el Ministerio de Salud fue incapaz de ejecutar los recursos de emergencia a ritmo de emergencia”. El informe señala que: “La ejecución mensual y anual promedio del presupuesto vigente no aumentó como se esperaría al disponer de recursos adicionales y procedimientos acelerados de contrataciones. De hecho, la administración Mazzoleni ejecutó recursos al ritmo de un año promedio y normal. Esta situación cuestiona la priorización de inversión necesaria para que el ministerio pueda utilizar al máximo sus recursos disponibles”.

Los datos indican que la ejecución 2019 y 2020 son similares y es un primer indicador de débil administración. “Con los recursos adicionales del crédito público (los recursos de emergencia), el presupuesto vigente del Ministerio de Salud se incrementó en casi 50%. De hecho, el presupuesto vigente para el Ministerio de Salud 2020 sin crédito público es similar al de 2019 y ronda los Gs. 5,8 billones. El gobierno asignó cerca de Gs. 2,8 billones de los recursos de emergencia al Ministerio de Salud. De esos recursos, el ministerio ha ejecutado cerca del 20%”, relata el documento.  

Es más, reAcción revela que la administración del ministro Mazzoleni ha hecho menos contrataciones durante la emergencia sanitaria comparado al 2019. “Aún disponiendo de modalidades de contrataciones expeditas que reducen el tiempo en los controles de los procesos licitatorios, el Ministerio de Salud no realizó contrataciones en números mayores al período previo. La incapacidad de contratar en números suficientes disponiendo de procesos excepcionales interroga la necesidad de mantener dichas modalidades expeditas de contratación y sus riesgos”, cuestiona.

Señala que la contratación de nuevos funcionarios dentro del Ministerio de Salud ha sido muy lenta y se ha concentrado en licenciados de blanco, médicos y personal de servicio. Datos de la Secretaría de la Función Pública indican que las nuevas adiciones se realizaron recién entre agosto y octubre. La organización destaca la importancia de incrementar el personal de blanco, cumpliendo con una prioridad, pero hace un énfasis en la necesidad de más personal administrativo que permita ejecutar con eficiencia un monto superior de recursos que se traduzca en productos y servicios que la ciudadanía precisa con urgencia.

Retroceso en transparencia

La ONG reAcción denuncia que el Ministerio de Salud registra en el primer año de la administración Mazzoleni previo al inicio de la pandemia COVID-19, como un retroceso en transparencia. “La desaparición del Portal de Datos Abiertos y, en consecuencia, de la herramienta Akuerapp, son indicios claros y no menores. Ambas plataformas se desarrollaron con apoyo internacional que fue acompañado de un esfuerzo institucional con alianzas estratégicas en la sociedad civil. El retroceso en ese sentido es preocupante”, afirma.

Aún así, reconoce que desde el inicio de la pandemia el Ministerio de Salud ha hecho esfuerzos loables por facilitar datos y transparentar su gestión. Los portales revisados denotan intención, aunque el nivel de su utilización pública sea desconocida y la presentación y facilitación de datos tenga limitaciones. No obstante, esas herramientas tienen potencial para mejorar en el siguiente período.

La investigación completa está disponible en la página web de reAcción.

También te puede interesar:  Revelan deficiencia y poca transparencia en compras públicas de 4 municipios de Alto Paraná


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí